Se cumplen 5 meses de los atentados yihadistas en Barcelona y Cambrils

Texto y fotografías: Sergi Càmara
Minuto de silencio en Plaça Catalunya
Hoy se cumplen cinco meses de los atentados del día 17 de agosto del 2017. La fecha de hoy coincide con la elección de Roger Torrent como nuevo president de la Mesa del Parlament de Catalunya, así como con el intento de restablecer al Govern legítimo tras unos intensos meses de actividad política: un referéndum por la independencia que contempló todo el mundo debido a las intensas cargas políciales para tratar de evitarlo por orden directa del Estado español, una proclamación de la independencia y de la república catalana, la inmediata aplicación del artículo 155 de la Constitución española con el que se intervienen las instituciones catalanas, se destituye al Govern legítimo con el cese de sus diputados y del President y se interviene también el cuerpo autonómico y policial de los Mossos d'Esquadra, el encarcelaminento de parte del gobierno catalán, así como el de los dos principales activistas de las movilizaciones sociales, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, el exilio a Bruselas de la otra parte del gobierno restante y del propio President de la Generalitat, Carles Puigdemont y unas posteriores elecciones impuestas por el gobierno de España con la victoria final en las urnas del bloque independentista que consiguieron la mayoría absoluta, con 70 diputados, en el Parlament de Catalunya.


Concentradas alrededor de unas 100.000 personas en homenaje a las víctimas
El origen de toda esa actividad política anteriormente citada y concentrada en esos últimos meses del año 2017, se halla en la aprobación de l'Estatut del año 2006 por el Parlament, por las Cortes y el Senado del Estado español y finalmente refrendado por la ciudadanía catalana, pero a pesar de ello, recurrido al Tribunal Constitucional por el Partido Popular y modificado por el TC en la sentencia del 28 de junio del 2010; a partir de ahí la ciudadanía catalana consideró que ése no se trataba del Estatut votado en referéndum, y el independentismo, situado en torno al 16, 20% aumentó considerablemente hasta situarse en un 48%.


Ninguna presencia de banderas de ningún signo en la concentración
No obstante, a pesar de que el origen del aumento independentista fue ése, el detonante de la crisis política actual podría situarse en lo sucedido tras los atentados del 17 de agosto de 2017. Para esa fecha ya se conocía la del referéndum de independencia del 1 de octubre y que fue anunciada por el Govern independentista el 9 de junio de 2017. Referéndum considerado ilegal por el gobierno de España y que ya trató de evitarlo desde el primer momento a través de la vía juduicial.

En la mañana del 18 de agosto se organizó un minuto de silencio en plaça Catalunya a la que acudieron todas las fuerzas vivas del Estado español y del Govern de la Generalitat para rendir un sentido homenaje a las 16 víctimas mortales y a los más de 130 heridos por el atentado.

La edición de el diario EL PAÍS del 18 de agosto informaba del acto con el titular "No tinc Por", grita Barcelona y en la notícia añadía el siguiente destacado:


Representantes del PSOE y PSC: Pedro Sánchez, Jaume Collboni, Miquel Iceta y Meritxell Batet
"Unidad institucional por un minuto





El encuentro entre los representantes políticos españoles y catalanes durante el minuto de silencio de la plaza de Catalunya dio como resultado una imagen de unidad institucional imposible en los últimos años. Felipe VI, acompañado del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y políticos catalanes del PP, llegaron desde el paseo de Gràcia donde habían aparcado sus coches oficiales para participar en la primera fila de la concentración. Les esperaba el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, con todos sus consejeros y la presidenta del Parlament, Carme Forcadell.
La alcaldesa Ada Colau accedió junto a Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, líderes del PSOE y Podemos, respectivamente, con los que había realizado a pie el camino desde la plaza de Sant Jaume por La Rambla. Todo fueron buenas caras y saludos afectuosos. Tras el acto, Felipe VI daba la mano a todo el que se lo pedía mientras le gritaban: “Gracias por venir, señor”. Colau, emocionada, aplaudía a la gente por su templanza".


La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau
Practicamente toda la prensa a lo largo y ancho del Estado español coincidían en describir ese clima en el que los ciudadanos, mayoritariamente catalanes y algunos extranjeros, recibían con aplausos a los representantes políticos y les agradecían su presencia en la ciudad condal sin presencia de banderas de ningún signo, abucheos o pitidos; al contrario, se vivieron escenas de profundo dolor y afecto. Pero todo se enrareció a partir del momento en que tanto la alcaldesa de Barcelona Ada Colau, como el President de la Generalitat Carles Puigdemont, hacían pública la intención de celebrar una manifestación en contra del terrorismo y fijaban para ello la fecha del sábado 26 de agosto.

La prensa del día siguiente al minuto de silencio del día 18, seguía destacando en sus portadas la multitudinaria concentración en Plaça Catalunya, pero también fueron frecuentes las imágens en todos los medios informativos de las figuras del Rey Felipe VI y de la Reina Letizia visitándo y fotografiándose con algunos de los heridos y con personal sanitario de los centros hospitalarios.

El Conseller d'Interior, Joaquim Forn
En los días sucesivos la prensa internacional coincidió en elogiar a los Mossos d'Esquadra, por su rápida actuación en la desarticulación de la célula yihadista que causó los atentados de Barcelona y Cambrils. Para la gran mayoría de estos medios, la buena actuación de la policía catalana puso de manifiesto que el Govern catalán no era un simple ejecutivo autonómico, sino que actuó con formas de Estado. Quizá esa repercusión internacional le hizo tomar al ejecutivo español una decisión equivocada, y en lugar de organizar manifestaciones multitudinarias por toda la geografía española, como sucedió con los dolorosos atentados del 11-M (dos millones de manifestantes en Madrid y más de un millón y medio en Barcelona como repulsa al terrorismo. Con un total de más de 11 millones de personas manifestándose por todo el Estado), decidió personarse nuevamente en Barcelona en ésa manifestación convocada por l'Ajuntament y la Generalitat en el 26 de agosto de 2017. Era evidente que la imagen que daría la vuelta al mundo no sería otra que la de la manifestación de la capital catalana, y al parecer, las fuerzas vivas de la política española y casa Real, consideraron inevitable tener que estar de nuevo allí.

El Sectretario general de Podemos, Pablo Iglesias

Xavier García Albiol del Partido Popular de Catalunya


Street Photography, Barcelona - Sergi Camara i Perez


Sergi Camara Street Photography - 2016 from Sergi Camara i Perez on Vimeo.

 Street Photography by: Sergi Camara i Perez
© Music: Martha Reeves and the Vandellas. Dancing in the Street (1964)
© Photographies: Sergi Camara i Perez